«Los grafitos de Yuso tienen un significado histórico importante»

Grafitos de Yuso

PERIODICO LA RIOJA

Begoña Arrúe Investigadora
El estudio realizado se ha desarrollado en el claustro bajo del monasterio y las dependencias del noviciado

«Los grafitos del noviciado cuentan historias de los castigos que recibían»

Los grafitos del monasterio de Yuso ubicados en el claustro y en el noviciado «aportan datos muy interesantes desde el punto de vista histórico» según señaló ayer la investigadora de la Universidad de La Rioja Begoña Arrúe en una conferencia ofrecida en el Instituto de Estudios Riojanos. La especialista ha realizado un estudio previo de las pinturas medievales que ilustran las paredes del monasterio, sobre las que menciona que «hasta no hace mucho tiempo apenas se conocían detalles».

– ¿Cuándo iniciaron la investigación?

-Es cierto que no se conocían mucho. Las primeras referencias las tenemos por los agustinos, por el padre Juan Bautista Olarte allá por el año 2000. Después, estamos hablando del 2003-2004.

-Estamos hablando de dos grupos de grafitos.

-Exacto, los del claustro bajo y los del noviciado. Todos ellos se han estudiado a raíz de la restauración realizada. El estudio lo he realizado junto con María Jesús Martínez Osorio y María Cruz Navarro Bretón.

-Por el momento, hay un estudio previo realizado, ¿no?

-Sí. Los trabajos se realizaron antes de las obras de restauración y limpieza. Y hay copias de los mismos realizadas en calco de papel. Toda la documentación está en manos de la Fundación San Millán, que es la que ha costeado los trabajos. Ellos tienen la base de datos y los calcos realizados. Es de suponer que un día realicemos una publicación de los trabajos.

Siglos XVI, XVII y XIX

-Vamos a situarnos por fechas y características.

-Los del claustro bajo son arquitectónicos y datan del siglo XVI. Son de las propias obras de construcción del mismo. Sin embargo, los del noviciado se realizaron entre los siglos XVII y XIX y tienen motivos muy diferentes, de todo tipo: firmas cuentas, geometrías, motivos vegetales…

-Son innumerables, según parece.

– Así es. No podemos decir el número. Hay que tener en cuenta que cada uno de los lados del claustro bajo tiene 37 metros y las paredes estaban llenas de ellos. Además, también, había cuatro capas de lucido superpuestas y cada una tenía los suyos.

-Y su valor documental…

-Notable. Tienen un significado histórico muy importante. Por ejemplo, los grafitos del noviciado nos cuentan muchas historias desde los castigos que recibían por no citar otros detalles, que nos cuentan cómo vivían; además algunos de los trabajos es de un valor artístico considerable. A través de ellos podemos saber muchísimas cosas. Todos ellos son muy curiosos.

Anuncios